Descubiertas más de 350 piezas arqueológicas de la Prehistoria en la residencia de un vecino cordobés.

Descubiertas más de 350 piezas arqueológicas de la Prehistoria en la residencia de un vecino cordobés.

CÓRDOBA, 3 Ene. - En el marco de la Operación 'Natrivi', el Equipo de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Córdoba ha realizado una investigación en la que se ha acusado a un hombre de cometer un delito contra el Patrimonio Histórico Español. Se le incautaron más de 350 piezas arqueológicas, principalmente de la Prehistoria, en su residencia.

Según informes de la Benemérita, la colaboración ciudadana fue fundamental para iniciar esta investigación, ya que el Seprona recibió una denuncia sobre la posesión de una colección de piezas arqueológicas líticas, metálicas y cerámicas que datan de la Prehistoria, la Protohistoria y la Antigüedad. El individuo en cuestión reside en la barriada periférica de El Higuerón, en Córdoba.

Después de examinar las piezas y consultar con profesionales de la Delegación Territorial de Cultura y el Museo Arqueológico de Córdoba, los investigadores del Seprona determinaron que las piezas eran auténticas. En consecuencia, se solicitó a la autoridad judicial una orden de registro en su domicilio, a la cual se llevó a cabo con el apoyo de los arqueólogos de la Delegación Territorial de Cultura y el Museo Arqueológico. Se incautó un total de más de 350 piezas, todas las cuales quedaron a disposición judicial en el Museo Arqueológico de Córdoba. Además, se encontró documentación donde se registraban numerosos yacimientos arqueológicos en la provincia de Ciudad Real.

Entre las piezas incautadas, se encuentran objetos líticos que datan principalmente del Paleolítico, como núcleos, hojas/raspadoras, bifaces lanceolados, lascas y hojas de corte, y grandes puntas. También se encontraron puntas de flechas, microlitos y hojas de corte y molinos de mano que podrían ser del Calcolítico, así como hachas y cinceles pulimentados que se encuadran en el Neolítico y la Edad de Cobre.

En cuanto a los objetos metálicos, se encontraron una orza y un vaso cerámico de paredes finas que podrían pertenecer al período romano. Además, se hallaron otros objetos cerámicos, como un gran vaso con reconstrucciones actuales y un cuenco de carena baja, que podrían ser de la Edad de Bronce y tienen un valor arqueológico incalculable.

La Guardia Civil ha advertido que la extracción ilegal de estos objetos causa graves daños a los yacimientos arqueológicos, alterándolos o destruyéndolos total o parcialmente. En particular, destaca el impacto negativo en los objetos metálicos, que suelen ser el resultado de búsquedas ilegales realizadas con detectores de metales. Estas acciones impiden recolectar datos científicos para la reconstrucción histórica del pasado. Por lo tanto, se ha iniciado una investigación contra el individuo responsable por presunta apropiación indebida y delito contra el Patrimonio Histórico.

La Guardia Civil recuerda a todos los ciudadanos su obligación de informar sobre cualquier hallazgo o posesión de piezas o material arqueológico, ya que no hacerlo podría resultar en infracciones de acuerdo con la legislación vigente.

Tags

Categoría

Andalucía