• lunes 30 de enero del 2023

El alcalde de Córdoba protege su tarea en la situacion Infraestructuras "caiga quien caiga" y se presentará a la reelección

img

La oposición apunta a "la compromiso política" del regidor en una situación "bastante grave" y cuestiona la continuidad del pacto PP-Cs

CÓRDOBA, 15 Dic.

El alcalde de Córdoba, José María Bellido, ha defendido este jueves la tarea de su gobierno cooperando "intensamente" con la Policía Nacional y la justicia frente la situacion Infraestructuras y poniendo "mecanismos de control" en la administración "caiga quien caiga", todo ello tras la detención y puesta en independencia con cargos del edil no adscrito y exdelegado de Infraestructuras, David Dorado, sobre el que dijo que el aparato de gobierno "se ha adelantado un año" a la situación al cesarlo de sus competencias, al lado de la organizadora general del área, investigada judicialmente en la situacion.

Y frente a las necesidades de una parte de los conjuntos de la oposición a fin de que dimita el regidor, Bellido dijo que no merece "enseñanzas de partidos que acuerdan cambios de leyes para favorecer a condenados por sentencia estable" y ha subrayado que proseguirá adelante de la Alcaldía, se presentará a la reelección en el mes de mayo de 2023, pues sostiene "íntegras exactamente las mismas fuerzas y ganas" y se siente "reforzado por las actuaciones policiales que protegen" sus resoluciones de "hace un año", al unísono que ha tildado de "interesante" que soliciten su dimisión y que "no hayan pedido la dimisión de quien ha proclamado frente a la Policía".

Mientras, el regidor ha calificado la situación con la detención de "lamentable para el Consistorio y la localidad, pues existe quien ha defraudado la seguridad que los ciudadanos depositaron en él y la del propio gobierno", al paso que ha aseverado que no posee "nada que esconder".

Así, ha defendido que "desde el comienzo" el gobierno local se ha regido "por la transparencia, la sinceridad y la integridad mucho más absoluta", siendo "esos principios los que han guiado todas y cada una de las medidas adoptadas" y "siempre y en todo momento pensando en los ciudadanos", tal es así que ha actuado "consecuentemente", ha apostillado, para enfatizar que "absolutamente nadie va a localizar ni encontró en este gobierno amparo para intentar eludir las secuelas legales que podrían tener sus actuaciones y en este momento la ley y los juzgados deberán accionar con la independencia que garantiza la Constitución".

En este sentido, Bellido ha señalado que "frente cualquier clase de duda que ha surgido en la administración se pusieron todos y cada uno de los mecanismos precisos al alcance para aclarar todas y cada una de las inquietudes y se aclarara la situación, caiga quien caiga", algo que hizo "desde el primer instante", ha abundado.

Al respecto, ha recordado que frente a la primera demanda de IU desde el aparato de gobierno se estudiaron los hechos a través de una información reservada, cuyas "conclusiones son las que sirvieron para agrandar la demanda a la Fiscalía" y siendo "la base de la futura investigación penal", ha manifestado, informando que "quedan por hacerse públicas todavía muchas cuestiones de esta situación", como "la investigación interna de la Policía" y "los coches judiciales", de cara a "tener la posibilidad de saber cosas".

Según ha expuesto, "se saben los cargos, pero no los hechos precisos que hay detrás", de forma que "comprender esos hechos será muy lamentable para todos: para el gobierno local, el Ayuntamiento y la localidad", pero asimismo ha confesado que está "deseando que esa situación se lleve a cabo pública a fin de que se ponga de manifiesto la investigación reservada que se envió a la Fiscalía y es imposible realizar pública por el hecho de que pertenece a un trámite judicial".

Además, ha asegurado que "sin la información reservada remitida a la Fiscalía, no se habría llegado a este punto, no se habría podido depurar la compromiso política, ni seguir tanto en la investigación penal, y indudablemente se proseguiría igual en el área de Infraestructuras", más allá de que "el día de hoy hay mucho más control, mucho más seguridad y mucho más orden que jamás en tal área por todas y cada una de las medidas adoptadas", ha ensalzado el primer edil.

Al hilo, el alcalde dijo que "se ha actuado siempre y en todo momento con solidez y contundencia", aseverando que no le debe "nada a absolutamente nadie, ni la gente que en este momento forman una parte del gobierno le tienen que nada a absolutamente nadie", a eso que ha añadido que "accionar con esa calma" le permitió que se haya "enfrentado a quien deseaba tapar su situación propagando la mácula con cortinas de humo".

"Yo fuí el que mucho más sufrió a largo de estos días los asaltos de esa persona", ha apostillado, declarando que su "único deber es con Córdoba y sus vecinos", tras haber tomado medidas que "podían perjudicar" a "la seguridad del gobierno", mientras que cree que "absolutamente nadie podría aguardar el accionar" de Dorado tras su trayectoria municipal.

Por su parte, el presente concejal de Infraestructuras, Antonio Álvarez, ha reiterado la solicitud a Dorado de que deje el acta de concejal frente "el devenir de las cosas, aún partiendo de la presunción de inocencia, pero con el cariz que tomó, con la detención llevada a cabo y los datos populares, la cualidad de gerente de la ciudadanía se pierde en parte". Y ha puntualizado que "no forma parte al conjunto municipal, ni al gobierno".

Desde la oposición, el representante del PSOE, José Antonio Romero, ha remarcado que "el alcalde es el responsable político de todo cuanto ocurrió en el Ayuntamiento y se le ha sobre aviso de manera continua desde la oposición de lo que pasaba".

Si bien, mantuvo que "no puso ningún antídoto al área de Infraestructuras" y "transporta tres días escondido, desde el momento en que se detuvo al primer concejal de la democracia, con el gobierno de Bellido". A su juicio, "es la peor situación y el peor alcalde y gobierno de la democracia en la localidad". Y ha preguntado al alcalde si va a romper el pacto de gobierno con Cs.

El representante de IU, Pedro García, ha reprochado "la sepa que charla por sí misma" del alcalde desde la detención, tal es así que "es bastante penosa y lamentable esta actitud, que no es novedosa", en el momento en que "la situación es bastante grave para tener que ofrecer la cara", ha manifestado.

Igualmente, ha lamentado "la cobardía de Bellido al no asumir que es el máximo responsable del gobierno", mientras que ha subrayado que "no ya no es asombroso" que prosiga el acuerdo de gobierno entre PP y Cs.

Y la representante de Podemos, Cristina Pedrajas, ha pedido responsabilidades al alcalde dimitiendo frente a unos hechos de "extrema gravedad", al unísono que ha advertido de que "no hay datos finales sobre a cuánto sube, ni la gente implicadas, ni las compañías", entre otras caracteristicas.

Entretanto, la representante de Vox, Paula Badanelli, ha anunciado un escrito en el Consistorio para pedir al alcalde que encargue a la asesoría jurídica que "prosiga estudiando contratos menores de otras delegaciones", mientras que ha cuestionado que "no haya declaración de recursos y también intereses ni de Dorado, ni de la organizadora general", en el momento en que "la ley ordena" y espera que "haya secuelas".

Ante ello, el alcalde dijo que no le consta que se haya anunciado, precisando que es la Secretaría General del Pleno la que tiene "el control" sobre el registro de ocupaciones de concejales. Por alusión, Dorado explicó que no posee la obligación de presentarla, por el hecho de que todavía es concejal.

Así, el secretario del Pleno, Valeriano Lavela, ha apuntado que "el edil no adscrito transporta toda la razón", al tiempo que "en la situacion de la organizadora general siendo personal directivo establece la Ley de Bases de Régimen Local que tiene la obligación de enseñar la pertinente declaración de recursos", ha aclarado.

Más información

El alcalde de Córdoba protege su tarea en la situacion Infraestructuras "caiga quien caiga" y se presentará a la reelección