• sábado 4 de febrero del 2023

El Gobierno comunica el "deber" de "socorrer" Abengoa: "Hay que delimitar y socorrer a las compañías que tienen negocio"

img

En próximos días se estima que Abengoa presente un plan de viabilidad que va a deber "delimitar" las unas partes de negocio operativas y con empleos

SEVILLA, 4 Jul.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, confirmó este lunes el "deber estable" de las administración central y autonómica de "socorrer Abengoa, apelando a la necesidad de acotar "qué deseamos socorrer" en la internacional: "Claramente, el negocio de las compañías que tienen carga de trabajo" en el complejo conglomerado que compone Abengoa.

Este fué el resultado de la asamblea mantenida en el Palacio de Exposiciones y Congresos (Fibes) entre la ministra, el asesor de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades en funcionalidades de la Junta de Andalucía, Rogelio Velasco; el, viceconsejero de Presidencia en funcionalidades, Antonio Sanz, y el alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, con la presencia del gestor concursal de Abengoa y que se ha prolongado a lo largo de 2 horas.

Las partes han acordado la creación de un conjunto de trabajo "técnico" desde este próximo martes "siendo conscientes de que hay poco tiempo" para hallar "reflotar" Abengoa de la "frágil" situación donde está. La resolución adoptada es la de llevar a cabo "cambios" al plan de viabilidad anunciado por la compañía y rechazado por la SEPI la semana anterior con el objetivo de "delimitar el perímetro" de aquellas firmas del entramado empresarial que se tienen la posibilidad de "socorrer" a través de instrumentos públicos y privados, en expresiones de Maroto.

La ministra ha apuntado que estos instrumentos "en ciertos casos, precisarán de la autorización de la Comisión Europea" en tanto que la compañía está en certamen de acreedores. En este sentido, ha abundado en la necesidad de "ahorrar tiempo a fin de que se logren validar" las medidas que servirán para reflotar a la internacional sevillana.

Además, ha señalado que el plan de viabilidad va a deber saber "qué deseamos socorrer de Abengoa. Claramente, el negocio de las que tienen carga de trabajo". En este punto, se ha referido a las 27 filiales que están en preconcurso y que son el "corazón" de la compañía. "Son a las que debemos ofrecer resoluciones", ha apostillado Maroto, que ha insistido en que "hay que ser pragmáticos" pues hay "poco tiempo". "No hay tiempo que perder, esto lo disponemos claro", ha señalado la ministra, que ha recordado que el conglomerado abarca 300 filiales, "muchas de ellas sin trabajadores ni actividad. Lo esencial es socorrer lo que está facutrando y tiene negocio. Salvar a la compañía, pero asimismo a los trabajadores", ha remarcado la titular de Industria, que se ha puesto en compromiso a que las gestiones "estemos a la altura".

De ahí que, y si bien "la intención siempre y en todo momento es máxima" en lo referido a socorrer a la internacional, el "realismo nos transporta a trabajar con la compañía, delimitar bien el perímetro" de aquello que puede reflotarse, ha insistido la ministra, que explicó que después de las asambleas técnicas que empezarán este martes va a haber otras de carácter "político" para pactar de qué forma seguir con las herramientas requeridas.

El asesor Velasco, por su lado, ha remarcado el "deber estable" de la Junta de "ayudar a que Abengoa salga del bache". Velasco ha remarcado que varios de los inconvenientes que encara el conglomerado son "en el cortísimo período" y ha insistido en que todas y cada una de las partes han expresado el deber de "contribuir en la medida de sus opciones" a remontar una compañía que es "estratégica en el más destacable sentido de la palabra.

Mientras que, el alcalde ha reconocido que la asamblea "debía salir bien y ha salido bien". "Nos encontramos en un ámbito difícil y bien difícil pero hubo actitud efectiva y edificante a fin de que no degenere Abengoa", ha valorado.

Está de esta manera un sendero para Abengoa, al máximo una vez que la semana anterior la SEPI rechazase de manera determinante otorgar un salve de 249 millones para Abenewco 1, filial donde la compañía sostiene sus activos mucho más importantes y primordiales líneas de negocio, al estimar que no se encontraba probada su viabilidad.

La resolución de la SEPI hacía que desaparezca la primordial opción para sostener la viabilidad de la compañía, puesto que ese salve era condición a fin de que el fondo estadounidense Terramar inyectara 200 millones de euros a cambio del 70% capital, lo que se comprendía como la mejor ocasión para reflotar a la internacional.

Según los comités de compañía de Abengoa Agua, Abengoa Energía, Solúcar, Inabensa y Abenewco1 CPA, sociedades derivadas de Abengoa, el rechazo de la SEPI supone acarrea para las arcas estatales un "encontronazo de precisamente 500 millones de euros". La internacional tiene 11.000 trabajadores, de los que cerca de 2.500 están en Andalucía.

Más información

El Gobierno comunica el "deber" de "socorrer" Abengoa: "Hay que delimitar y socorrer a las compañías que tienen negocio"