Crónica Andalucía.

Crónica Andalucía.

El turismo rural en Andalucía crece un 6,36% en febrero, alcanzando 1,27 millones de pernoctaciones.

El turismo rural en Andalucía crece un 6,36% en febrero, alcanzando 1,27 millones de pernoctaciones.

En el mes de febrero, los alojamientos extrahoteleros de Andalucía reportaron un total de 1.272.495 estancias, mostrando un incremento del 6,36% en comparación con el año anterior, según datos del INE. Este aumento refleja una tendencia positiva en el sector turístico de la región.

El número de viajeros también ha experimentado un aumento del 7,29%, alcanzando los 327.596 en febrero. Este dato demuestra el atractivo de Andalucía como destino turístico y la diversidad de opciones de alojamiento disponibles.

Los apartamentos turísticos fueron los más demandados, con 199.237 viajeros, un 9,96% más que en el mismo mes del año anterior. Las estancias en estos alojamientos también aumentaron un 8,66%, alcanzando un total de 714.515 en febrero.

En cuanto a los campings, se registraron 65.651 viajeros, un aumento del 4,86% en comparación con febrero de 2023. Las pernoctaciones en campings también experimentaron un incremento del 6,05%, alcanzando las 399.995 en el mes.

Por otro lado, los alojamientos de turismo rural vieron una disminución del 13,24% en el número de viajeros y del 18,33% en las pernoctaciones, mostrando un descenso en la demanda de este tipo de alojamientos en febrero.

Los albergues andaluces, por su parte, recibieron a 41.388 personas en febrero, un aumento del 11,91% en comparación con el año anterior. Las pernoctaciones en albergues también aumentaron un 9,36%, llegando a un total de 102.617 en el mes.

A nivel nacional, las pernoctaciones en alojamientos turísticos extrahoteleros aumentaron un 8,5% en febrero en comparación con el año anterior. Los datos reflejan una tendencia positiva en el sector turístico a nivel nacional, con un total de 6,7 millones de pernoctaciones en alojamientos extrahoteleros en febrero.

En cuanto a la procedencia de los viajeros, se observa un aumento del 3,8% en las pernoctaciones de residentes y del 10,5% en las de no residentes. La estancia media fue de 4,7 pernoctaciones por viajero, destacando la afluencia de turistas a la región durante el mes de febrero.