• jueves 06 de octubre del 2022

Estudian a un hombre acusado de la desaparición de 25 perros, 14 de ellos perros chiquitos, en Huércal-Overa (Almería)

img

ALMERÍA, diez Ago.

La Guardia Civil inspecciona a un hombre acusado de la desaparición de 25 perros, 14 de ellos perros chiquitos, que tenían en un cortijo del paraje de Los Toscanos en Huércal-Overa (Almería) a los que no le habían efectuado ningún régimen sanitario ni veterinario, según la pesquisas realizadas.

Fue la demanda de unos particulares frente a la Policía Local de Huércal-Overa la que dio rincón a las primeras indagaciones que dieron sitio a abrir una investigación contra el dueño de los animales por un presunto delito de castigo animal al haber dejado fallecer a los 25 perros.

Los agentes de Policía Local alertaron al Seprona de la Comandancia de la Guardia Civil al tener rastros de la "excesiva mortandad" de perros en la vivienda, que presentaba en todo el recinto "un prominente nivel de mugre y caos, con bartulos de todo género desperdigadas por todo el sitio, tal como heces de perro prácticamente por toda la parcela".

Los agentes hallaron decenas y decenas de cuerpos de perros en adelantado estado de descomposición tal como otros cinco "aún reconocibles" pero que desprendían "un fuerte fragancia a putrefacción acentuado por las elevadas temperaturas de estos días".

En el avance de la inspección, los agentes determinan que el investigado tenía 25 canes, 11 mayores y 14 perros chiquitos. Además encontraron considerable suma de sacos de pienso en el sitio, con lo que se descartó la desnutrición como fundamento de la desaparición de los animales.

Según la declaración del investigado, los perros contrajeron a inicios de una infección, más allá de que no fueron sometidos a ningún género de régimen veterinario, con lo que han fallecido paulativamente. El investigado tenía únicamente tres cartillas sanitarias con relación a los perros, tal es así que ninguna se encontraba en vigor con relación a las vacunas de obligada administración.

Por todo lo previo los agentes proceden a la investigación del dueño por delito de castigo animal, cuyas actuaciones se han remitido al juzgado en funcionalidades de guarda de Huércal-Overa.

Desde Guardia Civil se realiza una esencial campaña de concienciación contra el castigo y abandono animal, asimismo por medio de sus comunidades, en las que a través de la etiqueta #yosipuedocontarlo se quiere mentalizar a la ciudadanía de lo esencial que es hacer llegar si algún animal está en estado de castigo o abandono, denunciando las situaciones a través del teléfono 062 o en cualquier acuartelamiento de la Guardia Civil.

Más información

Estudian a un hombre acusado de la desaparición de 25 perros, 14 de ellos perros chiquitos, en Huércal-Overa (Almería)