• lunes 26 de septiembre del 2022

Estudian los daños en las señales en playas del parque natural de Cabo de Gata

img

ALMERÍA, 11 Ago.

Personal de la comandancia de la Guardia Civil de Almería experto en la protección de la naturaleza, en colaboración con Agentes de la Dirección General de Biodiversidad y Servicio de Costas del Miteco (Ministerio de Transición Ecológica) y Agentes de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, está estudiando los daños ocasionados en señales de playas del parque natural de Cabo de Gata-Níjar.

Específicamente hablamos de la señalización de la franja marina socia a ciertas playas naturales del parque y la Zona de Especial Conservación (ZEC) de Cabo de Gata-Níjar para la conservación de hábitats litorales protegidos, ordenación de las ocupaciones de empleo público y más que nada eludir ocasiones de peligro para la seguridad o confort de la gente que utilizan las playas del litoral almeriense.

Según informó la Guardia Civil en un aviso, esta actuación se enmarca en el persistente trabajo en esta provincia para la protección de los espacios naturales en el ámbito del plan de sostenibilidad de la Guardia Civil 2021-2025 y en la coordinación con otros actores de distintas gestiones.

Como establece la normativa vigente, cualquier acción que suponga la destrucción, deterioro, sustracción o cambio de ubicación de las señales en los espacios naturales protegidos puede ser tipificada como una infracción de carácter administrativo muy grave, al sospechar una amenaza para la conservación de los hábitats litorales del Parque Natural y una afección a la seguridad de los visitantes, con sanciones por las autoridades eficientes que tienen la posibilidad de llegar hasta los 300.000 euros, aparte de la compromiso que logre determinarse caso de que estos daños tengan la posibilidad de perjudicar a la seguridad de los bañistas.

La Guardia Civil, en el contexto de sus funcionalidades y competencias para la investigación de diferentes hechos de carácter penal, efectúa un particular rastreo sobre el cumplimiento de las disposiciones similares con la conservación de la naturaleza y el medio ambiente, los espacios protegidos, los elementos hidráulicos, la caza y la pesca, el castigo animal, los yacimientos arqueológicos y paleontológicos y la ordenación del territorio.

En este sentido, ha subrayado que las actuaciones de las entidades de la Comandancia de la Guardia Civil de Almería se desarrollan con plena coordinación y colaboración con el resto de gestiones eficientes en la materia, siendo singularmente importantes los servicios y gadgets conjuntos de supervisión y control de espacios protegidos completados con el Cuerpo de Agentes de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía tal como con sus análogos de la Dirección General de Biodiversidad y del Servicio de Costas, los dos correspondientes al Ministerio de Transición Ecológica.

La Guardia Civil suplica la máxima colaboración ciudadana con las diferentes gestiones y cuerpos policiales para perseguir esta clase de actuaciones, al poner bajo riesgo no solamente la seguridad de la gente sino más bien la de los espacios naturales de la provincia.

Más información

Estudian los daños en las señales en playas del parque natural de Cabo de Gata