Crónica Andalucía.

Crónica Andalucía.

Fallece a los 79 años Manuel Ruiz de Lopera, expresidente del Real Betis

Fallece a los 79 años Manuel Ruiz de Lopera, expresidente del Real Betis

Manuel Ruiz de Lopera, quien fuera presidente del Real Betis Balompié de 1996 a 2006, falleció en su hogar a causa de una diverticulitis durante la madrugada de este sábado al domingo en Sevilla, según informó la familia del exdirectivo verdiblanco.

El 5 de enero, Lopera ingresó en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de la Clínica HLA Santa Isabel por complicaciones de diverticulitis. A pesar de su recuperación posterior, dos meses y medio más tarde Lopera falleció en su residencia en la calle Jabugo de Sevilla.

El Club, junto al presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, y el alcalde de Sevilla, José Luis Sanz, expresaron sus condolencias en la red social X.

El presidente envió sus condolencias al "beticismo y a la familia de Manuel Ruiz de Lopera", destacando que "marcó una época en la historia del Real Betis". Mientras, el alcalde de Sevilla expresó sus sentidas condolencias a los familiares y amigos de Lopera, presidente del Real Betis durante 18 años.

El club recordó que, sin lugar a dudas, su manera peculiar de liderar el equipo y su presencia mediática lo convirtieron en una figura destacada en la historia del Real Betis, recordada por siempre en la memoria de los aficionados.

De acuerdo con la biografía adjunta por el Real Betis, Manuel Ruiz de Lopera, nacido en Sevilla el 13 de agosto de 1944, heredó su amor por el Real Betis de su padre desde pequeño y se convirtió en un fiel seguidor del equipo verdiblanco.

Destacado industrial en varios negocios, Lopera fue parte de la Junta Directiva del Real Betis en 1991 y posteriormente se convirtió en el máximo accionista de la sociedad en junio de 1992. Durante su extenso período como presidente, Lopera tuvo logros deportivos notables, como la copa del Rey en 2005 y la clasificación del equipo para la Champions League ese mismo año.

Además, bajo su liderazgo, el Real Betis compitió en la Recopa de Europa y la Copa de la UEFA en varias ocasiones, y vivió ascensos y descensos durante su mandato. También impulsó la remodelación del estadio en 1998, que finalizó en 2000 y llevó a la imposición de su nombre en el estadio por un tiempo antes de que se devolviera al nombre original en 2010 por decisión de los socios.

Manuel Ruiz de Lopera, un personaje controvertido y singular, fue muy popular entre los aficionados durante gran parte de su mandato, pero enfrentó oposición creciente y protestas en sus últimos años debido a decisiones cuestionables que minaron su credibilidad.