Crónica Andalucía.

Crónica Andalucía.

Hotelero Miguel Rifá condenado a más de 22 años de cárcel por estafa de 88 millones a Hacienda.

Hotelero Miguel Rifá condenado a más de 22 años de cárcel por estafa de 88 millones a Hacienda.

La Audiencia Provincial de Almería ha condenado al empresario hotelero Miguel Rifá a una pena de 22 años y cinco meses de prisión por vaciar sus sociedades y defraudar a la Agencia Tributaria más de 88 millones de euros. Utilizó paraísos fiscales para llevar a cabo esta trama.

La sentencia, emitida por la Sección Segunda, revela que Rifá cometió dos delitos de alzamiento de bienes y hasta cinco delitos contra la Hacienda Pública en los ejercicios fiscales de 2008, 2010 y 2011. Sin embargo, se le aplica la atenuante de dilaciones indebidas debido a que los hechos ocurrieron hace más de una década.

El tribunal ha ordenado que Rifá indemnice a la AEAT con más de 88 millones de euros y también le ha impuesto multas por un total de más de 34,9 millones de euros. En algunos casos, deberá asumir estas cantidades conjuntamente con su socio y también condenado, I.M.M., o sus sociedades.

La sentencia destaca que Rifá "controlaba y dirigía" varias sociedades, entre ellas Hotel Almería SL, Alvari Hotelera y Predios del Sureste SL. En 2008, estas sociedades tenían una deuda con la Agencia Tributaria de más de 84,1 millones de euros. A pesar de tener bienes para hacer frente a las deudas, Rifá ideó un plan para dejar a estas sociedades sin los activos necesarios.

El plan de Rifá consistió en dos fases: en la primera, las sociedades deudoras transferían bienes a otras sociedades del grupo a cambio de participaciones en estas últimas. En la segunda fase, las sociedades deudoras vendían esas participaciones a terceras sociedades del mismo grupo, recibiendo pagarés sin garantías a largo plazo que en su mayoría nunca fueron cobrados.

Además, las sociedades deudoras realizaban solicitudes de aplazamiento de pagos, ofreciendo activos sobrevalorados como garantía, con el objetivo de distraer y retrasar las acciones de la Agencia Tributaria.

En resumen, Rifá utilizó mecanismos fraudulentos para vaciar sus sociedades y eludir el pago de sus deudas con la Agencia Tributaria. Estas operaciones afectaron a varios hoteles, fincas y empresas, y aumentaron la deuda con el fisco.

Además de la condena a Rifá, también se han impuesto sentencias a otros implicados en el caso. El socio y administrador de Hotel Almería SL ha sido condenado a siete años y diez meses de prisión, mientras que la administradora de la misma empresa ha sido condenada a tres años y diez meses de prisión. A otro acusado se le ha impuesto una condena de tres años y ocho meses de cárcel. Tres acusados han sido absueltos.

La sentencia puede ser recurrida ante el Tribunal Supremo.