• jueves 06 de octubre del 2022

La ola de calor proseguirá golpeando a la Península cuando menos hasta el jueves, con valores de sobra de 43ºC en la mitad sur

img

MADRID, 13 Jun.

La ola de calor proseguirá golpeando a la península y Baleares cuando menos hasta el jueves o el viernes, según espera la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), que asigna esta situación a la seguridad extendida, la fuerte insolación y la llegada de una masa de aire muy cálida procedente del norte de África, lo que está ocasionando un ascenso esencial de las temperaturas, tanto las máximas como las mínimas.

El representante de la AEMET, Rubén del Campo, ha precisado que si bien en un inicio el comienzo de ola de calor se encontraba pensado para el domingo, los datos registrados, de confirmarse, señalan a que podría haber empezado el sábado y, en un caso así, esta sería la ola de calor mucho más temprana, adjuntado con la de junio de 1981, que asimismo empezó el 11 de junio.

De instante, las temperaturas mucho más altas se alcanzaron el domingo en Almadén (Ciudad Real) con 43,2 grados centígrados (ºC); Andújar (Jaén), con 43ºC; Sevilla-aeropuerto, 42,6ºC y Córdoba 42,2ºC. Las mínimas registradas asimismo fueron muy altas, con noches tropicales en extensas zonas (mucho más de 20ºC) e inclusive noches tórridas (25ºC), en Jaén, que no bajó de 26,5ºC el sábado y Coria (Cáceres), con 25,5ºC tanto en la madrugada del sábado como en la del domingo.

Así, ha señalado que a media noche del domingo al lunes, se superaban los 33ºC en puntos de la provincia de Badajoz y la madrugada fué muy caliente en esa provincia y en Andalucía, donde por servirnos de un ejemplo en San José del Valle (Cádiz) no han bajado de 26,7ºC. Sin embargo, el representante apunta que pese al calor profundo "no se han batido récords" de temperaturas para junio.

De nuevo espera que este lunes se superen los 42ºC en el Guadalquivir, en ciudades como Córdoba o Sevilla; en el valle del Guadiana; y probablemente los 40ºC en Granada, Jaén, Ciudad Real o Toledo.

La predicción apunta que "el peor día" en el sur de la Península va a ser este martes, con temperaturas que tienen la posibilidad de pasar de 43ºC en los vales del Guadiana y Guadalquivir.

Respecto al miércoles, apunta que podría haber un "muy ligero descenso" en puntos de Andalucía, si bien van a subir las temperaturas en el centro y en el norte, si bien ese, no obstante, podría ser el peor día de la ola de calor en Valladolid, Zamora o Madrid, donde rozarán los 40ºC; y en Jaén, donde rondarán los 41ºC, al tiempo que ese día Sevilla, Córdoba o Zaragoza probablemente superarán los 42ºC.

El miércoles informa de que las noches tropicales van a ser "muy amplias" y afectarán a parte importante del país y ve "viable" que asimismo las noches tórridas se extiendan por puntos de los vales del Ebro y del Tajo; en enormes urbes de la región centro, extensas zonas de Extremadura y Andalucía central y oriental. Esto es porque llega a la Península una masa de aire cálida procedente del norte de África que es la encargada de las elevadas temperaturas, adjuntado con la fuerte insolación y la seguridad atmosférica.

Además del calor, esta masa de aire transportará polvo en suspensión que enturbiará los cielos y va a dar sitio a calima en extensas zonas del centro y la mitad sur.

Por otro lado, Del Campo señala que desde el primer día de la semana al miércoles en todo el día medren las nubes de evolución que por la tarde van a dejar ciertas tormentas recluidas en las ubicaciones de montaña de la mitad norte. En general van a dejar escasas precipitaciones, si bien de forma local alguna podría ser mucho más intensa.

Por su parte, el norte de Galicia, el Cantábrico occidental y Canarias van a quedar ajeno de la ola de calor, igual que en ciertos puntos de la costa mediterránea, zonas donde las temperaturas no van a pasar de 30 a 34ºC.

En Baleares, de día y a la noche, va a hacer bastante calor, con máximas de sobra de 36ºC, más que nada dentro de Mallorca y no bajarán de 20 o 22ºC a lo largo de todo el día.

En este instante, los modelos mucho más recientes de predicción encima de la mesa contemplan como opción mucho más posible que la ola de calor prosiga por lo menos hasta el jueves y con mucha posibilidad asimismo hasta el viernes.

No obstante, el jueves se apreciará una rápida bajada de los termómetros en el radical oeste peninsular y quizás Badajoz quede bajo 40ºC y en el resto aún proseguirá el calor intensísimo, con valores aun algo superiores en el Cantábrico. Por ejemplo, Vitoria rondará los 38ºC; Pamplona o Logroño alcanzarán los 40ºC e inclusive van a llegar a 42ºC en Zaragoza y Lérida.

El viernes contempla la oportunidad de que las temperaturas prosigan sin importantes cambios y con calor profundo que podría aun acentuarse en el área Mediterránea y en puntos del Cantábrico.

Del Campo muestra que con algo de indecisión semeja que el objetivo de semana llegue un área de bajas presiones atlánticas acompañada de aire mucho más fresco, que provocará un descenso de los termómetros hasta valores mucho más normales para la época, si bien no desecha la oportunidad de que el objetivo de semana se sostenga el calor profundo en el este de la Península y en Baleares.

Respecto a Canarias, el representante predice que va a tener cielos poco anubarrados en los próximos días con ciertos intervalos de nubes en el norte de las islas de mayor relieve. El viento va a soplar de manera fuerte en las cimas de Tenerife y las temperaturas proseguirán sin importantes cambios generalmente.

La presente ola de calor se ubicaría como la mucho más temprana pero por ahora no dejó récords. Por ejemplo, a fines de junio de 1965, en el momento en que se llegó a 45ºC en Córdoba y Sevilla. "El calor no fué irreconocible jamás en el mes de junio, la cuestión es que las olas de calor en este mes se hicieron cinco ocasiones mucho más usuales en los 22 años del siglo XXI que entre 1965 y el año 2000", ha comentado Del Campo.

En preciso, ha precisado que entre 2001 y 2022 se han contabilizado nueve olas de calor en el mes de junio --incluyendo la de hoy-- en frente de ámbas registradas entre 1965 y 2000". "Tras este aumento está con mucha seguridad el cambio climático, que incrementa la continuidad y también intensidad de las olas de calor", ha concluido.

Más información

La ola de calor proseguirá golpeando a la Península cuando menos hasta el jueves, con valores de sobra de 43ºC en la mitad sur