Crónica Andalucía.

Crónica Andalucía.

"Los astilleros de Navantia en Cádiz detienen su producción por duelo por fallecimiento del director en la Bahía"

La triste noticia golpeó a los tres astilleros de Navantia en la Bahía de Cádiz, que detuvieron su actividad en honor al fallecimiento de José Antonio Rodríguez Poch, director del Negocio de Corbetas y Buques de Acción Marítima. Rodríguez Poch, gaditano de nacimiento, provenía de una familia ligada a Bazán y dedicó gran parte de su carrera profesional al astillero, ingresando en 1991 en el Taller de Electrónica del Departamento de Producción.

Con formación en Ingeniería de Organización Industrial, Rodríguez Poch desempeñó roles clave en Navantia, pasando por distintas áreas como el Jefe de Programa de Sistemas de Combate en San Fernando-Puerto Real. Su liderazgo en la culminación de importantes programas, como las corbetas Avante 2200 para Arabia Saudí, dejaron una marca significativa en la proyección internacional de la compañía.

Tras su ascenso en 2017 como director gerente de Programas de Defensa, Rodríguez Poch estaba al frente del Negocio de Construcción Naval en la Bahía de Cádiz, supervisando proyectos cruciales como el programa BAM-IS para la Armada Española. Su repentina partida ha conmocionado a toda la plantilla de Navantia, siendo recordado como una figura comprometida y orgullosa del trabajo en la empresa.

El presidente de Navantia, Ricardo Domínguez, ha expresado su más sentido pésame y reconocimiento a la labor de José Antonio Rodríguez Poch. Destacando su contribución al éxito de programas clave de la compañía, Domínguez subrayó la irreparable pérdida a nivel profesional y humano que representa la partida de Rodríguez Poch. Su legado en Navantia perdurará como ejemplo de dedicación y excelencia en la industria naval.