• miércoles 05 de octubre del 2022

María Peláe tira de familia para enseñar la Feria de Málaga 2022: la del rencuentro, la independencia y el 'no soportar'

img

La malagueña dedica a su tierra un pregón cargado de reivindicaciones

MÁLAGA, 13 Ago.

La cantautora María Peláe ha sacado este sábado su "malaguitismo" y el de su familia en el pregón que da comienzo a la Feria de Málaga 2022, que espera sea una cita del rencuentro tras un par de años de suspensión por la pandemia, de independencia para todos y cada uno de los ayudantes y donde festejar "todo lo soportado".

Durante su alegato, la malagueña "de pura cepa" hechó la visión atrás profundizando en sus raíces malagueñas hasta llegar a una "minipeláe" que ha mamado de su familia el trabajo y el cariño por su tierra.

Así, ha tirado de árbol genealógico para alardear que si hiciesen "una versión malaguita de 'Ocho apellidos vascos'", su primer gen "fijo que estaba en un boquerón". "Mire por donde lo mire, Málaga, ahí andas en mis antepasados, en mi historia y mis lunares", dijo.

Peláe ha recordado una estirpe de malagueños currantes, desde su abuela Maruja, que lavaba la ropa de los marineros en el puerto; su padre Miguelín, que "recorría el Perchel entero para llevarle 2 perras gorditas a mi extraordinaria abuela"; a su abuelo Pepito el de las colchas, que asimismo se procuraba la vida en calle Novedosa. De su otra abuela Maruja, afirma, ha heredado "la guasa y las ganas de volar", y de su madre, sus "ganas de ámbito y Andalucía como estandarte".

Y es que es merced a su familia con lo que el día de hoy, "soy lo que soy y de lo que no me puedo olvidar", ha reconocido, realizando mención al instituto donde estudió, los bares donde comenzó a cantar, a platos habituales como la sardina, las migas o el mollete antequerano; y expresiones tan malagueñas como "mijita", "guarrito" o "chorraera".

Tampoco han faltado en su recuerdo consagrados individuos malagueños de la talla de María Zambrano, Victoria Kent, Picasso, Chiquito de la Calzada y Pepa Flores, o compañeros artistas que asimismo han proclamado a su "bendita tierra".

Bajo la luz de la luna, y frente a una multitud de espectadores a la entrada del recinto ferial del Cortijo de Torres, --que se estrena este año como ámbito del pregón--, María Peláe ha reivindicado que esta es una feria con "las puertas siempre y en todo momento abiertas" y libre para todos y cada uno de los que la deseen gozar.

La artista transporta mucho más de 12 años fuera de Málaga pero siempre y en todo momento la transporta por bandera. Tal es conque ha augurado que si viniesen los extraterrestres, "que con lo que veo es de lo poquito que nos falta que ocurra", elegirían Málaga --la torre Mónica o La Malagueta-- por ser una región "pera", de buena gente con buena percha, con una aceptable feria y que te trata "por igual seas quien seas".

Así, se mostró orgullosa de su gente, que "con su trabajo, hechuras y arte por las venas levantan esta localidad y la transforman" donde se conoce como Málaga, la hermosa. Y asimismo de su feria, donde "no se solicita la cartilla" pues "si se identifica por algo, es por tener las puertas siempre y en todo momento abiertas".

Eso sí, la malagueña ha señalado que aquí "todo el planeta es bienvenido" pero "con respeto, con cariño y buenas formas". De lo opuesto, ha publicado un mensaje contra las agresiones, dirigiéndose a los "fiera" y a los que se creen "dueños de otros cuerpos" para decirles que este no es su lugar: Esta es una feria "de todos, todes y todas y cada una de las compañeras" y para "disfrutar libremente" de ella; "libres como los pájaros del parque, como la farola que nos apunta el con rumbo a tierra", dijo.

La pregonera de esta Feria de Agosto ha recordado que pasaron un par de años desde el momento en que se viviera la última celebración gracias a la pandemia del coronavirus, y los malagueños ahora tenían "las ganas enconadas". Por eso, ha considerado esta es "la feria del rencuentro, de la vuelta al disfrute, del despertar del sopor".

Peláe ha amado llevar a cabo de esta forma un primer brindis "por todo lo soportado": la crisis, la pandemia, la precariedad en la sanidad, las despedidas, el cinismo de la OTAN, la inflación, las riñas políticas, la división, la lentitud de la burocracia, los alquileres prohibitivos, el guante de quienes se quisieron explotar del aguante del que no posee tres cuartos..., ha contado.

"Aguantamos las ganas, las lágrimas, el beso y el 'yo por el momento no lo aguanto'. Aguantamos tanto, tanto, que no sé de qué manera no poseemos psicólogos subvencionados por el Estado", ha criticado la artista para reivindicar que "hasta aquí llegamos".

Por ello, ha pedido un primer brindis "por todo cuanto mi gente ha soportado", y ha esperado que esta feria "lo único que aguantes sea la copa de tu amigo que termina de irse al baño, que aguantes la sentadilla en la pista en el momento en que el DJ afirma hasta abajo; que solo debas soportar que tu amigo solicite exactamente la misma canción de de año en año".

Tras estas expresiones a Málaga, "llena de vida y de desparpajo", María Peláe ha entonado en solitario con su guitarra un tema que ha compuesto hace unos cuantos días y que charla de su querida localidad, de la que "si me marcho, es para lograr regresar".

La noche en el Real del Cortijo de Torres se ha iluminado con la posterior inauguración de la portada, al cargo de nuestra pregonera, y el iluminado artístico del recinto, donde los malagueños y visitantes van a poder gozar de ocho días de celebración que este sábado dan comienzo.

Más información

María Peláe tira de familia para enseñar la Feria de Málaga 2022: la del rencuentro, la independencia y el 'no soportar'